A propósito del reciente nombramiento de la Danza de Concheros como patrimonio cultural, histórico, intangible de la ciudad de Querétaro, no resta más que disfrutar de su colorido y valorar la tradición heredada. La Fiesta de La Santa Cruz, que cobra vida en uno de los lugares más representativos de la ciudad, el atrio del Templo de la Cruz, históricamente conocido como el cerro del Sangremal.

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

El templo de la Cruz se encuentra en la parte más alta del centro histórico de la ciudad capital; en su atrio y durante tres días, es donde se reúnen miles de danzantes; así entre plumas coloridas; aromas peculiares, como el humo del copal;, íconos prehispánicos y el sonido de la concha, ejecutan los diversos rituales que dan vida a una tradición que surgió en el siglo XVI, con motivo del origen y conquista de Querétaro.

La leyenda refiere a que el 25 de julio de 1531 en el Cerro del Sangremal, pelearon indios y españoles y durante el combate se les apareció Santiago Apóstol, montado en un blanco corcel con una cruz en la mano, y con ello, finalizó el enfrentamiento.

Desde entonces dicho encuentro representa para los danzantes una muestra de agradecimiento a la Santa Cruz, y se le considera como una obligación para los integrantes de las danzas de concheros de tradición chichimeca.

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

En las mesas de danza, se cuenta con un general, capitanes, malinches, sargentos, alférez y la tropa; también es importante la formación del círculo, el saludo a los cuatro vientos, a las seis direcciones del universo, lo que permite al conchero integrarse al ritmo de la vida del planeta y del cosmos. El centro del círculo de danza es considerado un lugar sagrado y es ahí donde se coloca al sahumador, una braza sagrada de aromáticas esencias.

En sus orígenes el atuendo de los concheros era igual para hombres y mujeres, pero actualmente, ellas usan el huipil, la sonaja y los cascabeles o hueseras que imita el sonido de la serpiente; mientras que las plumas, penacho o corona son un símbolo solar y a su vez una búsqueda de la unión con el corazón del cielo; mientras que ellos usan taparrabos, pectoral, rodilleras, brazaletes, tilma o capa, faja, escudo, además de la sonaja y el penacho.

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

La fiesta de la Santa Cruz da inicio el día 12, con la velación ahí se reciben ofrendas mientras se cantan alabanzas hasta las doce del día del 13 de septiembre; después mas de 5 mil danzantes bajan desde los Arcos hasta llegar al Templo de La Cruz.

Posteriormente el día 14 se reanuda la danza todo el día, al igual que el 15, día en que se pagan las mandas mediante una peregrinación de rodillas que va de la Alameda Hidalgo por Zaragoza hasta Manuel Acuña y llegar al templo, a las 10:00 horas para realizar la misa de ánimas y a las 18:00 horas cerrar con una misa solemne en honor de la Virgen de los Dolores.

De esta manera es como se revive la tradición año con año, una historia latente en los sonidos y colores que caracterizan a las danzas de concheros, ahí en el templo de la Cruz, un lugar que permite dar vida a la vida desde los aspectos más emblemáticos de México, sus raíces indígenas y que con mucho orgullo hoy son reconocidos como patrimonio de Querétaro.

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

Fiesta de la Santa Cruz en Querétaro. © Luis García (Marchosias) 2017

 

Fotos por Luis García.

 

Lugares Isotipo

SHARE

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here